El drama de los anaqueles vacíos en Venezuela

Félix Velásquez volvió a su casa con las manos vacías luego de recorrer cuatro supermercados, una semana después de que el gobierno de Venezuela obligara a empresarios a bajar precios en un escenario de hiperinflación desbocada y múltiples protestas por comida.

“Vine a aventurar a ver qué productos llegan. La rebaja de precios fue una cortina de humo, no sirvió de nada”, contó a la AFP el carpintero de 64 años, mientras hacía fila en un abasto en el este de Caracas.

Pasillos solitarios y anaqueles desnudos reciben a compradores. En las refrigeradoras quedan algunas bandejas con cerdo y jamón. Vegetales como la cebolla y la zanahoria, muy usados en la cocina venezolana, escasean. Tampoco hay legumbres. Con golosinas, agua mineral, condimentos y envases plásticos se busca disimular hileras de estantes vacíos.

En los supermercados la situación “ha colapsado del año pasado para acá”, relató a la AFP un empleado que trabaja desde hace 13 años en la panadería de una de las cadenas más grandes de Caracas. Al igual que los clientes, aseguró, compite por los pocos productos que llegan. “Hoy nos vendieron dos kilos de azúcar”.

“Desde diciembre no despachan arroz, harina de maíz, ni pasta, enumeró. – “No hay comida”

Leer la noticia completa

Fuente: El Nacional

Deja tus comentarios